Monasterio de piedra (II)

Se dice que cada vez que visitas el monasterio de piedra sientes la sensación de no haberlo visto nunca. Cada gota de agua se renueva como el suceder de las olas en un mar embravecido.
Entre una colección tan extensa de imágenes de postal encontré una que me llamó la atención y la materialicé. Es una escalera. Por ella te invito a seguir el recorrido de este viernes que se retrasa:

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

La siguiente fotografía es un reflejo en el lago del espejo.

.

.

.

.

Se cuenta en la visita que los monjes trajeron cacao de América y comenzaron a elaborar chocolate. Entre todos decidieron que el consumo de esa nueva sustancia no rompía el ayuno, por lo cual se permitía comer tanto chocolate como querían.
Es alentador ver esos momentos en los que los seres humanos nos permitimos ser felices a pesar de todo.

Esto es todo de momento. Dejo el enlace a la primera entrada del Monasterio de Piedra. En aquella ocasión en blanco y negro. La lista completa son cien imágenes que se pueden ver en el siguiente enlace: Flickr

Un saludo.

.

.


Roberto Molero

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s