Ponga (la lluvia)

Amenaza tormenta. El parte meteorológico asegura precipitaciones, el cielo nos avisa con su oscura persistencia, pero las botas ya pisan el camino y los bocadillos descansan en el fondo de nuestras mochilas a la espera de que llegue su momento.

Ponga 20 nov 13

La niebla nos envuelve en su manto de lino, me siento protegido por su presencia -¡qué inconsciencia!- como si el hecho de no ver las nubes pudiera retener las precipitaciones.

Ponga 57 nov 13

Pero el bosque nos espera con el color en los brazos, el amarillo serpentea entre el follaje y me siento hipnotizado con su presencia. El otoño se presenta entre las hayas y nos permite el paso hasta la cocina… Seguimos sus pasos.

Ponga 46 nov 13

Ponga 13 nov 13

Dejamos atrás los últimos refugios del pueblo: la piedra que encaja en el paisaje como si siempre hubiera estado apilada en forma de casa, las estacas que dividen los terrenos divididos.

Ponga 12 nov 13

Los que regresan, los que se preguntan, los que caminan por su barro, por las mismas huellas que dejan cada día…

Ponga 10 nov 13

“La noche aún está lejos” dicen los relojes y desmienten las pupilas y el fotómetro de mi cámara. Debería llegar más luz aquí, a la antesala del bosque…

Ponga 7 nov 13

Puedo ver los colores a través de filtros naturales, arañando los pequeños detalles, guardando sensaciones para saborear más tarde.

Ponga 39 nov 13

Ponga 35 nov 13

Ponga 33 nov 13

Ponga 30 nov 13

Ponga 16 nov 13

Ponga 19 nov 13

Ponga 67 nov 13

Ponga 27 nov 13

Ponga 21 nov 13

La lluvia nos ha dejado un paso que se dispone a cerrar. Empieza a caer agua sin medida y nos manda un aviso: !Esto no va a parar!

Ponga 40 nov 13

A pesar de todo no queremos regresar sin llegar al Roblón de Bustiello, el destino de nuestra ruta.

Ponga 54 nov 13

Mojados pero contentos miramos orgullosos a la cámara para llevarnos el testigo de nuestra pequeña hazaña.

Ponga 55 nov 13

El regreso es un camino sin tregua por parte de la lluvia. Poco a poco el agua se va abriendo paso hasta los huesos.

Ponga 61 nov 13

Ponga 48 nov 13

Ponga 47 nov 13

Miro al suelo que me acompaña, a los pasos de los holladores de caminos, hacia las pequeñas torrenteras que de pronto se van llenando de vida.

Ponga 45 nov 13

Ponga 76 nov 13

Ponga 68 nov 13

Ponga 72 nov 13

Formando ya parte de la inmensa humedad del bosque, robo las últimas imágenes de la tarde. Los dedos se me han quedado insensibles, pero aún sigo atento.

Ponga 50 nov 13

Ponga 23 nov 13

Adolfo parece ensimismado escrutando la espesura, esperando a los rezagados y viendo dibujarse escenas deformadas por las gafas empapadas…

Ponga 62 nov 13

Yo veo siluetas deslizarse por el camino…

Ponga 60 nov 13

Al llegar a casa, mojados y hambrientos nos reunimos cerca del fuego, muy cerca unos de otros.
Cada cual rumia sus pensamientos, el agua sigue golpeando los cristales de nuestro ahora inexpugnable refugio y esperamos entre juegos la nueva mañana.

Ponga 85 nov 13

Roberto Molero

Anuncios

15 comments

  1. ¡¡¡QUÉ FOTOS!!!! ¿Qué puede uno decir ante la majestuosidad de ese paisaje? Solo que detrás de la lente y de las palabras hay un artista. ¡Gracias Roberto por compartir tanta belleza! la foto de Pablo, Oscar y el otro joven bajo la lluvia es un canto de vida nueva.

  2. Que bonito esperemos poder dejar estas herencias a nuestros hijos…bueno yo ya a mi nietín…gracias…

  3. Que bonitas fotos Roberto, veo a Pablo y Oscar y son ya unos hombres!!! o será que nosotros vamos camino de la senectud?

    Un saludo amigo.

  4. Desde luego soy un seguidor silencioso, nada que ver con los movimientos fans de la época actual. Tu blog lo visito cada vez que realizas una entrada. Las fotos me gustan mucho, los comentarios un poco menos, tal vez se muevan a un nivel superior al mío.

  5. Preciosas fotos del bosque Peloño, es un concejo que conozco mucho. Me han gustado también las de la tormenta desde casa.Gracias, un abrazo.

  6. El colorido de las hojas en otoño siempre me ha impresionado. ¿Qué haces con la cámara que tan bien lo refleja?

  7. Preciosas fotos. Esas, en las que la niebla difumina los colores, es Ponga en su verdadera esencia. La conozco muy bien. Gracias por compartirlas.
    Marisa.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s